lunes, 20 de noviembre de 2006

Cuando el cine hace pensar... boludeces

Quienes sostienen que Ed Wood es el peor director de la historia del cine nunca vieron una película de Enrique Carreras. En el centenar de obras de este prolífico y deslucido realizador se destaca un filme de hace más de 20 años que hoy, a la luz de los hechos que son de público conocimiento, adquiere candente actualidad: Los Barras Bravas, de 1985, con las actuaciones estelares de la gran (esta va en serio) Tita Merello, de Juan Carlos Altavista y de --cuándo no-- Mercedes Carreras.

Se trata de un hondo drama que describe a los ponchazos, con un trazo excesivamente grueso, una bajada de línea obscena y todos los prejuicios imaginables los horrores que causan estas hordas de animales salvajes que se reúnen cada domingo para saciar su sed de violencia. Una (des)acertadísima mirada sobre los inadaptados de siempre, sobre un problema enquistado desde hace mucho en el fútbol doméstico que todo aquel argentino preocupado por su país (incluido el abominable Julito Grondona) no debería dejar de ver. Los interesados la pueden padecer cada tanto en Volver.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Hay algo que es innegable, esta moda que mata a ciertos directores talentosos no lo hubiera alcanzado. ¿Previsor?¿Visionario?

Anónimo dijo...

Coincido en casi todo, pero decir que la imbécil de Tita Merello es una grande me parece un exabrupto. Tranquilo Henry, no es para tanto... Te recomiendo Humo de Marihuana, del mismo director.

Anónimo dijo...

Coincido con Henry en todo, incluso en que Tita Merello fue una grande... recomiendo Los isleros, Filomena Marturano, y alguna más que ahora no recurdo. No miren las palabras, que de hecho los diálogos son malos, miren la actuación a pesar del diálogo... ¡Grande el Blog!!!!

Nicolas M dijo...

empresa de reformas en madrid

reformar cocina

reformar baño

reformar casa

reformar local comercial

reformar piso en madrid